AERONAVES CX

Aeroparts Uruguay

viernes, 10 de agosto de 2012

El Estado pagará deuda de Pluna por US$ 8 millones

El Estado pagará una deuda de Pluna por US$ 8 millones


Economía le transferirá dinero al fideicomiso, que luego de la subasta se lo devolverá



+ - 10.08.2012,- ACTUALIZADO 11:27 hrs

El plan de pagos que la aerolínea Pluna tenía con el Bank of Nova Scotia por el pago de siete aviones Bombardier incluía la liquidación de una cuota de US$ 8.845.714 antes del 15 de agosto. Con la compañía liquidada y sin la subasta aún realizada, el Estado se tendrá que hacer cargo de ese pago, dijeron a El Observador fuentes oficiales.



Según explicó el director general del Ministerio de Transporte y Obras Públicas, Pablo Ferrer, quien pagará la cuota es el fideicomiso creado para administrar los bienes de la aerolínea una vez que el directorio de Leadgate fue desplazado.

Pero como el capital en efectivo que tiene ese fideicomiso no le alcanza para saldar la deuda, el Ministerio de Economía y Finanzas volcará dinero allí para que pueda ser saldada la deuda, explicó el jerarca.



El gobierno espera recibir una rápida devolución del dinero que se aporte para pagar esa cuota cuando se realice la subasta de esos siete aviones.

La deuda total que queda con el Scotiabank es de $ 153.023.405 por la compra de los siete aviones (ver cuadros). Este crédito tiene una garantía del Estado uruguayo por US$ 203 millones –correspondientes al valor original de la compra–, con una hipoteca sobre las aeronaves a su favor. Por tanto, en caso de incumplimiento –como sucedería en este caso por la falta de fondos del fideicomiso– tiene que responder ante el banco, de origen canadiense.



La amortización de las cuotas de estos aviones se realiza todos los años en febrero y agosto. Cuando se produjo la liquidación de la aerolínea, uno de los argumentos fue que el estado de iliquidez de la aerolínea llevaba a que incluso no tuviera fondos para responder a estas deudas.

La otra deuda en la que el Estado era garantía de Pluna era por el leasing de otras seis aeronaves a través del Export Development Canadá (EDC), una entidad financiera de desarrollo 100% estatal. Pero esos seis aviones se pueden devolver y allí se estima no existirá ningún tipo de problemas.

En mayo de este año, cuando el futuro de la compañía era incierto, el gobierno de Canadá demostró preocupación por la evolución de la aerolínea.

Renegociación

Pluna tenía un cronograma de pagos previsto con el Scotiabank. El gobierno ahora inició los contactos con la institución financiera canadiense para lograr que quien gane la subasta pueda renegociar ese cronograma.



Algunos de los interesados en participar de la subasta por esos siete aviones expresaron que aceptarán hacerlo si se pueden correr algunas cuotas.



La aerolínea Sol fue una de ellas. “Lo que nosotros tenemos que ver es cuál es la condición de pago que tendrá el decreto reglamentario (de la subasta), para ver si es aceptable. Esa variable, junto con la reserva de las frecuencias, tiene un costo de capital alto, y entonces el plazo de pago tiene que ser generoso para que no tenga un impacto muy negativo en la rentabilidad de la aerolínea”, dijo la semana pasada el director de Sol, Horacio Darré.

Otras deudas

Según el último balance de Pluna que se hizo público –que tiene fecha de marzo de este año– la aerolínea tenía un pasivo de US$ 379,2 millones.



La aerolínea también tiene deudas con ANCAP y el Banco República (BROU), que irán a la cola de acreedores de la empresa, pero tendrán prioridad.

Pluna le quedó debiendo a la petrolera estatal US$ 25 millones por combustible y al BROU otros US$ 16 millones por préstamos para el fideicomiso.





Para presentarse en la subasta hay que llevar US$ 13,6 millones



El gobierno pide –para participar de la subasta del próximo 12 de setiembre– que los interesados entreguen al fideicomiso, una “garantía de mantenimiento de su oferta” que equivalga al 10% de la base, es decir por la suma de U$S 13.688.516. Con parte de ese dinero se pagará de inmediato al Estado la cuota que el próximo 15 de agosto deberá abonar ante el Scotiabank. Esos US$ 13,6 millones no es necesario que se paguen al contado. Pueden ser entregados a través de un aval bancario emitido por un banco de plaza o a través de Póliza de Seguro de Fianza del Banco de Seguros del Estado, según establece el pliego de condiciones para la subasta, publicado el miércoles por el Poder Ejecutivo.

Los interesados en presentarse a la subasta deberán abonar además US$ 5.000 para obtener la información técnica de los aviones, poder inspeccionarlos y hacer preguntas.

Están previstas dos subastas. La primera comenzará a la hora 12.00, con una base de U$S 136.885.156. Según el pliego, “ese monto surge de considerar las deudas mantenidas por Pluna S.A. con The Bank Of Nova Scotia.

Si esta subasta resulta desierta, se podrá realizar una nueva puja, pero a la baja. En ese caso partirá de los US$ 136 millones y se irá bajando a razón de U$S 100.000, hasta un mínimo de US$ 100 millones. El pliego establece que “el mejor postor no podrá transferir ni ceder, total o parcialmente, los derechos sobre los bienes subastados” sin autorización.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario